Go Back
Imprimir Receta
5 de 1 voto

Tarta de fresa y mango saludable y sin gluten

Tarta de fresa y mango saludable, elaborada con avena, almendras, gelatina y mucha fruta. Esta tarta sin azúcar y sin gluten es uno de esos postres saludables con fresas imprescindibles esta primavera.
Tiempo de preparación20 min
Tiempo de cocción12 min
Tiempo de enfriado3 h
Tiempo total3 h 32 min
Plato: Postre
Raciones: 8 raciones
Calorías: 330kcal
Autor: Sara | Avena y Aguacate

Ingredientes

Para la base:

  • 180 g copos de avena suaves
  • 40 g almendras
  • 80 g aceite de coco
  • 50 g dátiles
  • 1 pizca sal

Para el relleno:

  • 150 g fresas
  • 150 g mango
  • 250 ml zumo de naranja recién exprimido
  • 150 g mascarpone
  • 100 ml leche
  • 12 g stevia en polvo
  • 3 hojas gelatina

Elaboración paso a paso

  • Precalienta el horno a 180 ºC.
  • En una picadora, tritura durante unos minutos los copos de avena y las almendras hasta que queden totalmente pulverizados. Añade el resto de ingredientes de la base y vuelve a triturar hasta que quede una mezcla como de arena mojada.
  • Cubre con ella el fondo y las paredes de un molde de quiche de unos 20-22 cm, apretando bien para que quede compacta. Hornea en el horno precalentado unos 12 minutos, con mucho cuidado de que no se queme. Deja enfriar por completo.
  • Hidrata en un cuenco de agua fría las hojas de gelatina.
  • En una picadora, tritura la fruta con el zumo de naranja. Cuélala con un colador fino.
  • En un cazo, calienta a fuego medio el puré de frutas y la stevia, removiendo para que esta última se disuelva, hasta que rompa a hervir. Aparta del fuego, deja templar un minuto y añade la gelatina hidratada. Remueve hasta que se disuelva y deja templar unos minutos.
  • Con la ayuda de unas varillas de repostería, incorpora poco a poco primero el mascarpone y luego la leche.
  • Vierte la mezcla sobre la base de la tarta. Deja enfriar en la nevera hasta que cuaje, al menos 3-4 horas.

Notas

  • Es importante calentar el puré de frutas hasta que rompa a hervir o no cuajará la tarta. El mango solo gelifica si se hierve antes unos segundos para romper las enzimas que evitan la acción de la gelatina. En cuanto rompa a hervir, déjalo unos pocos segundos y aparta el cazo del fuego. Recuerda dejarlo templar a continuación unos minutos antes de añadir la gelatina.