Go Back
Imprimir Receta
5 de 1 voto

La mejor tarta de manzana saludable

Tarta de manzana saludable, con base integral y relleno muy bajo en azúcares añadidos. Tan rica que nadie se creerá que es una versión sana.
Tiempo de preparación1 h
Tiempo de cocción50 min
Tiempo total1 h 50 min
Plato: Postre
Raciones: 8 porciones
Calorías: 330kcal
Autor: Sara | Avena y Aguacate

Ingredientes

Para la base:

  • 240 g harina integral (de trigo o espelta)
  • 170 g mantequilla ablandada
  • 60 ml agua (o lo que pida la masa)
  • 1 pizca sal

Para el relleno:

  • 3 o 4 manzanas de una variedad dulce, como Ambrosia
  • 50 g miel pura
  • 15 g maicena
  • 1 cucharada canela
  • 1 cucharada zumo de limón
  • 1 cucharadita aroma de vainilla

Elaboración paso a paso

Para preparar la base:

  • En un bol grande, mezcla la harina y la sal. Añade la mantequilla ablandada y mezcla con ayuda primero de una lengüeta de repostería y luego con las manos, hasta que esté totalmente integrada. Ve añadiendo el agua muy poco a poco, cucharada a cucharada, según pida la masa, hasta que quede manejable. Divide en dos bolas, aplánalas y envuélvelas en papel film. Deja enfriar en la nevera aproximadamente una hora.

Para preparar el relleno:

  • Pela las manzanas y córtalas primero por la mitad (quitando el corazón) y luego en láminas. Mételas en un bol y añade la maicena, la canela, la miel, el zumo de limón y la vainilla, y mezcla para que se impregnen bien las manzanas. Deja reposar a temperatura ambiente media hora, para que suelten jugo.

Monta la tarta:

  • Precalienta el horno a 200 ºC.
  • Saca la masa de la nevera. Enharina la superficie de trabajo y, con la ayuda de un rodillo, aplana uno de los trozos de masa hasta que pueda cubrir un molde de quiche de unos 22 cm de diámetro.
  • Rellena la tarta disponiendo las láminas de manzana sobre la base, en varias capas, hasta que toda esté cubierta hasta ras de las paredes. Vierte por encima 3 o 4 cucharadas del jugo que ha quedado en el fondo del bol.
  • Extiende con el rodillo el otro trozo de masa hasta que tenga el mismo tamaño que el primero. Corta la masa en tiras y disponla en forma de enrejado sobre la tarta. Pincélala con huevo batido para que quede dorada al hornearla.
  • Hornea la tarta durante 45-50 minutos. A mitad de horneado, cubre la tarta con papel de aluminio para evitar que se queme.
  • Deja enfriar por completo, al menos 2-3 horas, antes de servir (aunque está mucho más rica después de varias horas en la nevera). Conservar refrigerada.

Notas

  • Si eres vegano, usa una buena margarina en vez de mantequilla y sirope de arce en vez de miel.