Go Back

Cheesecake de chocolate sin azúcar

Enciende el horno ya que estamos en otoño y prepara este cheesecake de chocolate sin azúcar. Esta tarta de queso saludable, elaborada con ingredientes cotidianos, será todo un éxito.
Tiempo de preparación40 min
Tiempo de cocción4 h
Tiempo total4 h 40 min
Plato: Postre
Raciones: 12 porciones
Calorías: 400kcal
Autor: Sara | Avena y Aguacate

Ingredientes

Para la base:

  • 150 g harina integral (de trigo, espelta o avena)
  • 150 g dátiles
  • 1 cucharada cacao puro en polvo
  • 50 g aceite de coco

Para el relleno:

  • 500 g queso crema
  • 150 g yogur natural
  • 30 g cacao puro en polvo
  • 40-50 g stevia en polvo
  • 20 g maicena
  • 4 huevos
  • 1 cucharadita aroma de vainilla
  • 50 g avellanas troceadas

Elaboración paso a paso

  • Precalienta el horno a 180 ºC.
  • En una picadora, tritura los dátiles y el aceite de coco.
  • En un bol, mezcla la harina y el cacao en polvo. Vierte el contenido de la picadora y, ayudándote primero de una lengüeta de repostería y luego de las manos, mezcla hasta que quede una masa homogénea, como de arena mojada.
  • Engrasa un molde circular de unos 20 cm. Cubre con la masa el fondo del molde, apretando bien para que quede compacta.
  • En otro bol grande, vierte el queso crema y el yogur. Con una batidora de varillas, mezcla el queso crema y el yogur hasta que quede aireado. Añade la stevia, la maicena y el cacao en polvo y vuelve a batir hasta que estén integrados.
  • Ve agregando los huevos uno por uno, batiendo bien después de cada adición. Con el último huevo, añade también el aroma de vainilla. Por último, incorpora las avellanas y mezcla con la lengüeta.
  • Vierte la mezcla en el molde sobre la base.
  • Hornea en el horno precalentado durante 15 minutos, Transcurrido este tiempo, baja a 100 º C y hornea 2 horas más. Después, apaga el horno, pero no abras la puerta, y deja la tarta dentro otras 2 horas más, que termine de hacerse con el calor residual.
  • Transcurrido este tiempo, ya puedes abrir el horno y desmoldar la tarta. Recomiendo dejarla enfriar varias horas en la nevera (mejor de un día para otro), para que mejore la textura y gane en sabor.